1997 LA FOSCA DEL MIRALL. Can Palauet. Mataró

“LA FOSCA DEL MIRALL”

1997

Instalación Intermedia Sonora y Visual. Can Palauet. Mataró Barcelona).

Una primera parte de la Instalación se realizó el lunes 5 de Diciembre de 1994 en el Centro Penitenciario de Carabanchel en Madrid y se desarrolló en el mismo desde el 5 al 9 del mismo mes, en sesiones de trabajo de 9 de la mañana a 3 de la tarde.

PARÉNTESis DE INTERFERENCIAS fue una obra  In Situ realizada mediante la acción que tenía su origen en el interior del Centro Penitenciario de Carabanchel y que debía concluir en el exterior del mismo.

Aunque en su configuración utilizaba la acción como herramienta básica, en el proceso de realización se fueron generando diversos elementos que pasaron a integrar la obra final. Partiendo de la toma de datos – utilizando en ellos diversos media – sobre el “paisaje” visual y sonoro habitual de los internos, en el transcurso de la acción se fue requiriendo de los mismos, mediante preguntas, la verbalización de sensaciones, recuerdos, vivencias que, como seres humanos encerrados, experimentaban. Así, pues, en esa primera parte de la obra se trataba básicamente de generar un flujo de comunicación unidireccional – de dentro a fuera – que transcurriera sin trabas, entre el mundo interior penitenciario concreto y una sociedad de fuera, también concreta, integrada en una primera etapa por representantes de la justicia y más tarde por la general en general.

En el proceso de realización de la acción, se fueron creando físicamente hasta un total de 12 “Paréntesis de Interferencias”  en los espacios internos.

Los elementos básicos que se utilizaron en la acción: algunos de los materiales que se dan a cada interno al llegar al Centro, seis mesas y doce sillas, pertenecientes una mesa y dos sillas a cada una de las seis galerías en que se distribuyen la totalidad de los reclusos, fotografías polaroid – realizadas por mí en lugares básicos del centro -, elementos de acotación adhesivos de cada uno de los “Paréntesis”, grabaciones magnetofónicas realizadas por mí a los reclusos dentro de las seis galerías, seis periódicos del día 6 de Diciembre – día de la Constitución, textos procedentes tanto de los relatos de los reclusos como de la Constitución Española y Libros de Artista fabricados a partir de los diversos materiales.

En la Instalación que aquí nos ocupa,  LA FOSCA DEL MIRALL , se parte del trabajo realizado en la acción PARÉNTESIS DE INTERFERENCIAS para construir una obra en la que se plantea la dialéctica existente en nuestra sociedad entre “vigilante” y “vigilado”, perseguidor y perseguido. La Instalación ocupaba las tres salas de Can Palauet, que forman juntas una unidad. La primera de dichas salas tiene un carácter de “sala de vigilancia”. En ella, se sitúa a la derecha según se entra, una mesa del edificio, tipo conserje, con su silla correspondiente. A un lado de ella, sobre un plinton negro, se sitúan dos monitores de vídeo en cada uno de los cuales se ven las imágenes, en blanco y negro, tomadas continuamente por sendas cámaras de seguridad situadas una en cada una de las otras dos salas, ocultas en lo alto. Una luz cenital ilumina la mesa.  La segunda y tercera salas, tienen un carácter opuesto. Se trata de una especia de “salas de vigilados”. En ellas se sitúan un total de seis módulos, distribuidos tres en cada sala.

Cada módulo está constituido por una especie de pupitre / mesa con su banco correspondiente – unidos ambos -, realizado con estructura metálica gris de tipo mecano.

La mesa tiene un estante justo debajo de ella donde se sitúan diversos residuos, procedentes de la acción PARÉNTESIS DE INTERFERENCIAS, junto a otros elementos viejos, tipo ropa, algún zapato, y otros trozos de objetos, procedentes de la destrucción de algunas obras mías anteriores. En el centro de ellos y oculto por los mismos, se sitúa un equipo portátil de lector de compactos con dos altavoces, que deja oír, en función de un repeat continuo y a un volumen de conversación, un compacto diferente en cada uno de los módulos, creado para la ocasión, a partir de las grabaciones realizadas por mí a los reclusos en el Centro Penitenciario de Carabanchel y el 7 y el 8 de Diciembre de 1994 como parte de la acción PARÉNTESIS DE INTERFERENCIAS, desarrollada por mí en dicho centro. Las parte de arriba de la mesa está intervenida con escritos ilegibles. Sobre la mesa, iluminada por una lámpara industrial sujeta a la misma tipo flexo, se sitúa un Libro de Artista – también procedente de dicha acción – que el espectador puede ojear sentado mientras escucha el contenido del compacto, a la vez que oye el sonido de los otros dos compactos situados en los otros dos módulos. En la sala segunda, situada a la derecha según se entra a la sala primera, se sitúan los otros tres módulos también en el centro del espacio, unos detrás de otros y equidistantes al mismo. En este caso, se sitúan perpendiculares a la entrada y cara a la pared de la izquierda según se entra al espacio. En lo alto, a la izquierda se esconde la segunda cámara de seguridad. Debajo de cada uno de los módulos, se sitúa una luz giratoria de las utilizadas por la policía.

Finalmente, todos los paneles que cubren las paredes de las tres salas, aparecen totalmente recubiertos con escritos ilegibles realizados con carboncillo.